Archivo

Archive for the ‘ENSAYOS FOTOGRAFICOS’ Category

La Vida es como Jugar Jenga

8 octubre 2009 2 comentarios

Esto surgió en una reunión en casa de amigos, mientras jugaba Jenga y Filosofaba…

Era una Fiesta y terminó en una Charla Super interesante!

La-vida-es-como-jugar-Jenga

 

 

 

Onirismo. Lo que parece ser…

6 octubre 2009 7 comentarios

“Onirismo” Lo que parece ser…

Fue mi primer Expo de Fotos en Costa Rica, a la que fui invitada por a mi amigo Jose Solano quien expuso sus Fascinantes Pinturas.  

Onirismo. Lo que parece ser...

Onirismo. Lo que parece ser...

Aquí una de las Pinturas de Jose Mario Solano Herrera

Onirismo. Lo que parece ser...

Onirismo. Lo que parece ser...

ONIRISMO. LO QUE PARECE SER…

 Las elaboraciones oníricas son una forma de experiencia vinculada al sueño, fantasías, alucinaciones, etc. El onirismo desde el punto de vista artístico, en este caso pictórico ya que son imágenes, sería como un proceso de  abstracción  y de síntesis en el que el artista es estimulado por la realidad y elige arbitrariamente detalles que recuerda, pondera, siente, guarda y finalmente plasma en su obra para compartirla con los demás. En este caso tenemos las pinturas como abstracciones de lo real. En una especie de contraste con esto están las fotografías que son “mas reales” de alguna manera ya que parten de sujetos o cosas de la realidad tal como la vemos todos. Las obras no tienen nombre para no encasillar al espectador, si no que cada persona interpretará de forma diferente de acuerdo a sus vivencias, su estado de animo, etc. De ahí es donde sale el segundo nombre o subtítulo: lo que parece ser… para cada uno y diferente para todos. La idea es que el espectador se involucre en el mundo o el sueño onírico que gira al rededor de una cama en la sala, como representante de la fábrica de sueños.  En ella habrá una persona pintada de colores y formas simbolizando a quien abstrae las imágenes. Para el evento de inauguración habrá también otros body paint como obras escénicas.

 Sobre las fotografías específicamente les cuento que hace mas de cinco años que vivo en Costa Rica y siempre tuve pendiente exponer mis trabajos en este país que tanto me gusta, hasta que mi amiga Lizonga le habló de mi a José Mario Solano Herrera quien estaba buscando a alguien que exponga junto con él pero en otra disciplina diferente a la pintura. El tema me encantó ya que me permitió unir en una serie de imágenes el estilo y las cosas que actualmente me inspiran en esta etapa de mi carrera como fotografiar personas realizando actividades corporales, la naturaleza y  los fotomontajes surrealistas. Me gusta demasiado colaborar para que alguien pueda tener la imagen de sus sueños. Este es el concepto que estoy manejando en books de fotos, y no sólo limitarlos a buenas fotografías para vender o conseguir un trabajo. Me gusta que, no sólo modelos o artistas, sino cualquier persona que desee vuele con la imaginación (En lo que por su puesto intervengo) y poder concretar sus sueños con imágenes. Es una gran satisfacción para mí que alguien que fotografío se guste y se sienta feliz.

Las fotografías que se expusieron en “Onirismo. Lo que parece ser…” representan de alguna manera el vuelo imaginario de sueños.

 La exposición fué interesante, con una propuesta moderna saliendo un poco de lo normal. Las obras de pintura y fotografía estuvieron expuestas en la sala de exposiciones de la facultad de arquitectura UCR, desde el 30 de Marzo hasta el 19 de Abril de 2009.

Valeria Regazzoli

Viaje a Masaya

6 octubre 2009 7 comentarios

Muy temprano tome el bus local que va de Granada a Masaya. No dejé de maravillarme desde la calurosa terminal nicaragüense. Los inmensos buses anaranjados, históricos, casi destartalados, habían pasado su juventud en un país desarrollado y terminarían su vida útil en escenarios centroamericanos. La gente en su lunes común cargaba cosas para vender, otros iban a estudiar, otros a trabajar, otros quien sabe dónde. El chofer encendió una vieja radio, remendada con cinta adhesiva, en la que introdujo un legendario cassette que proporcionó la música romántica en español que nos acompañaría. Comenzó el viaje y un hombre con gorra iba parado en la puerta, con mitad de cuerpo dentro y mitad fuera, gritando: “Masaya, Masaya!” a la gente en las supuestas paradas que podían ser cualquier rincón de la ciudad. Éstos, no se cómo comunicaban que subirían al bus, pues parecían ni inmutarse ante los gritos. El chofer entonces, sujetaba a la virgen inmune en la palanca de cambios y rebajaba hasta casi detenerse. En segundos suficientes subían las personas y el mismo hombre de gorra continuaba con sus gritos de destino. Lo curioso era cuando el bus llegaba antes que los pasajeros a la parada. Se detenía, el hombre de gorra bajaba y caminaba buscando, la gente miraba por las ventanas hacia todos lados hasta que alguno gritaba: “Allá viene!” Muchas veces hasta el mismo bus retrocedía para acortar la distancia del rezagado que continuaba su marcha tranquilamente hasta montarse. Ya alejándonos de la ciudad el hombre con gorra comenzaba a cobrar los nueve córdobas, valor del viaje, y en ocasiones pedía cambio al chofer que lo encontraba en su propio bolsillo. Al cabo de un rato de alta velocidad en pista llegamos a la pictórica terminal de Masaya repleta de cientos de buses similares, gente trabajando, mercado, calor… y una agradable sensación de curiosidad.

Valeria Regazzoli

 Valeria Regazzoli

Niños Viejos – Viejos Niños

6 octubre 2009 10 comentarios
 
“Niños viejos y Viejos niños” es una mirada a ciertas culturas de Latinoamérica a través de sus individuos más antiguos y más jóvenes. Intenta mostrar en sus expresiones, actividades, costumbres y lugares cotidianos que en ambos se mantiene a través del tiempo y puede notarse exactamente la misma sensación.
 
 





 
Autora: Valeria Regazzoli